El 2013 puede ser de record para Roger Federer

Roger Federer

NACHO MÜHLENBERG
El suizo, cabeza de serie número 2 en Melbourne Park, debuta frente al ‘loco’ Paire en primera ronda del Abierto de Australia.

No son muchos los records que se le resisten a Roger Federer y este año está convencido de que romperá uno más: ser el jugador con más Grand Slams jugados de manera consecutiva.El suizo jugará en Australia el número 53 de su carrera y está a tan solo 3 más del record absoluto en manos de Wayne Ferreira que tiene 56. Es decir, si juega los 4 ‘grandes’ del 2013 igualará la marca que ostenta el sudafricano.

Números que ponen la piel de gallina, que te invitan a pensar en frío y analizar la situación detalladamente para tomar conciencia de las animaladas de datos y números que tiene el suizo a sus espaldas.

Roger Federer debutó con tan solo 17 años en un Grand Slam, allá por 1999 en Roland Garros con derrota frente a Patrick Rafter en 4 sets. Hoy tiene 31 años y se ha pasado casi 15 años jugando todos los torneos grandes del tenis sin perderse ninguno, ¿qué tal?.

En estos 53 Grand Slam ha jugado 284 partidos consiguiendo un balance de miedo: 247 partidos ganados y solo 37 perdidos consiguiendo 17 títulos y un total de 33.700.082 de dólares en premios oficiales. Repito, únicamente de Grand Slam.

Es normal que te entre la risita, que te quedes boquiabierto o que te muerdas el labio inferior: es Roger Federer, y son sus números.

Un balance tan alto de victorias tiene una explicación y un dato, que si no estás bien firmemente cogido a una silla o en tu cama estirado, te voy a pedir que lo hagas porque da escalofríos de solo pensarlo: Roger Federer lleva 34 Grand Slams seguidos, que como mínimo, llega a cuartos de final. Sí, sí, vuelve a leerlo… ¿Ahora sí? Eso se traduce a que el último partido que perdió antes de cuartos fue en el año 2004 en Roland Garros frente a Gustavo Kuerten.

Rey absoluto dentro de las pistas, ganador de 17 Grand Slams (7 coronas de Wimbledon, 5 US Open, 4 Open de Australia, 1 Roland Garros), 21 Master Series y 6 Copa de Maestros, también lo es fuera de ellas con su humildad, sencillez, trato con la prensa, aficionados, y de los jugadores que nadie, dentro del circuito, habla mal de él. Todo un ejemplo.

Es difícil ponerse de acuerdo en quién fue el mejor jugador de la historia, algunos tiran para un lado otros para otro, midiendo diferentes factores, pero lo que sí está claro es que de ese podio, para nadie se escapa el gran maestro Roger.

En unas horas la maquinaria suiza se pone en acción, esperemos verla bien engrasada para que podamos seguir disfrutando de, sin lugar a dudas, el mejor jugador de la historia del tenis.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here