El ITF/WTA de Pozoblanco para Eleni Daniilidou

Final ITF/WTA Pozoblanco

La griega venció a la búlgara Elitsa Kostova por 6-3 y 6-2

La tenista griega Eleni Daniilidou se proclamó campeona de los Campeonatos Internacionales de Andalucía de Tenis en Pista Rápida Ciudad de Pozoblanco Open Diputación, torneo ITF Women con 50.000$ en premios tras vencer en la final a la búlgara Elitsa Kostova por 6-3 y 6-2 en una hora y 15 minutos.

La final tuvo poca historia porque Daniilidou no quiso que la tuviera. Sacó a relucir su veteranía, aprovechó su mayor regularidad y consistencia y jugó con su rival hasta que logró desquiciarla. Pese a que Kostova intentó llevar el partido a su terreno, salvo en breves instantes, nunca tuvo opciones de lograr su objetivo. El resultado lo dice todo.

El primer set resultó como se preveía a tenor de lo ofrecido por una y otra durante todo el torneo. Kostova trató de llevar la iniciativa y de mandar en la pista, sabedora de que todo lo que fuera eso significaba perder el partido, y por momentos lo logró, pero fue insuficiente ante una Eleni Daniilidou que se mostró muy segura, salvo con su servicio, y que supo gestionar muy bien sus recursos y los errores de la búlgara para derrotarla.

La griega rompió de salida el saque de su rival y consolidó a continuación con un tenis variado, en el que  abusaba  de las pelotas muy bajas y cortaba mucho la bola, lo que evitaba el tenis súper agresivo de su oponente. Sin embargo, se encontró con un lastre, su propio saque, hasta cinco dobles faltas en sus cuatro primeros servicios lastraron lo que podía haber sido un paseo. Daniilidou casi siempre tuvo que jugar con segundos servicios y eso le permitía a Kostova echarse sobre la pelota y dirigir los intercambios. Así se equilibró el choque, pero sólo fue un espejismo. La gran favorita sabía a lo que jugaba, no se puso nerviosa, mantuvo su estrategia de bolas bajas y cortadas, intercambiado con pelotas cortas que atraían a la red a Kostova y, poco a poco, fue recuperando terreno hasta lograr, primero, el ?break? en el séptimo juego y, posteriormente, la sentencia al resto en el noveno. Total, 6-3 en 38 minutos de juego.

Si el primero lo ganó Daniilidou por méritos propios, el segundo ayudó que la búlgara se sintió derrotada y, aunque intentó con distintas variantes cambiar el signo, se vio desbordada por el mayor número de recursos de su rival.

La griega dio un paso adelante y no sólo se dedicó a provocar el fallo de su rival, sino a buscar puntos ganadores. El primer juego, con su saque, lo solventó en blanco; en el segundo, con Kostova muy agresiva, atacando cada vez que jugaba con primer servicio, Daniilidou buscó el revés, con el que la centroeuropea no estuvo muy fina en toda la noche, y, con ello, frenó en seco esta ofensiva, apuntándoselo a la segunda oportunidad que tuvo (2-0).

La griega tuvo el lapsus de todos los partidos a partir del tercer juego de esta segunda manga y cedió su saque en dos ocasiones, pero como en los anteriores encuentros, se repuso rápidamente y retomó su ventaja. Con 3-2 en contra, Kostova trató de irse a la red con su saque, pero ni estaba acertada con la volea, ni la helena le permitía hacerlo con comodidad y con bolas a los pies repuso su ventaja, que ya no perdería.

Kostova había tirado la toalla. Totalmente desquiciada, bajó los brazos y dejó que Daniilidou levantara los suyos.

Advertisements

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here