Nueva escuela de tenis adaptado en Arganzuela

Creada por el Ayuntamiento de Madrid y la Fundación Emilio Sánchez Vicario

El Ayuntamiento de Madrid y la Fundación Emilio Sánchez Vicario crean una Escuela de Tenis Adaptado en Arganzuela

Desde el viernes 5 de diciembre Madrid cuenta con una nueva Escuela de Tenis Adaptado, situada en las instalaciones del Centro Deportivo Municipal Marqués de Samaranch (Arganzuela), dirigida a alumnos/jugadores en Tenis en silla de Ruedas, y a pacientes en tratamiento oncológico o en su fase de recuperación, de la mano del Ayuntamiento de Madrid y la Fundación Emilio Sánchez Vicario, y con la colaboración de la Real Federación Española de Tenis.

El acto de inauguración contó este viernes con una demostración en tenis en silla de Ruedas de un referente como es el madrileño Daniel Caverzaschi con alumnos de la escuela, y la destacada presencia del Alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida; el Presidente de la RFET, Miguel Díaz; Coque Perez, responsable patrocinio Fundación ESV; Cayetana Hernandez de la Riva, Concejala del distrito de Arganzuela; Paloma García Romero, delegada de Obras y Equipamientos.

El Alcalde de Madrid, D. José Luis Martínez-Almeida ha destacado que “la integración y la inclusión de todos los que formamos la sociedad va a construir y posibilitar tener una sociedad mejor y que todos puedan disfrutar, tanto de unas instalaciones deportivas, como de una ciudad como Madrid. Para ello son necesarios proyectos como estos, como el de la Fundación Emilio Sánchez Vicario”.

El Presidente de Honor de la Fundación Emilio Sánchez Vicario, Emilio Sánchez Vicario se ha sumado a la inauguración con un mensaje desde ASC-Florida (USA): “Me siento orgulloso de poder colaborar con el Ayuntamiento, marcar la diferencia dando oportunidades a personas con diferentes discapacidades que necesitan este apoyo. En estos tiempos tan difíciles poder presentar una nueva escuela, ayudar a las personas con diversas discapacidades, creo que dice mucho y para nosotros, es un orgullo, porque el deporte marca la diferencia y ayuda a vivir mejor

La práctica deportiva permite entrenar habilidades físicas, mentales y sociales facilitando así mismo la integración social, una escuela que cuenta con el importante apoyo de la RFET, que cede 2 sillas específicas para la práctica de esta modalidad de Tenis Adaptado.

La Fundación Emilio Sánchez Vicario cumple su décimo aniversario en este 2020, consolidando la misión de impulsar, a través del deporte y la educación, el desarrollo personal y la integración social para personas con discapacidades físicas, intelectuales o sensoriales.
Una década, dónde el deporte, fundamentalmente el tenis se ha convertido en un excelente vehículo para que a través de nuestras escuelas, diversos colectivos tengan la oportunidad de mejorar su calidad de vida

Artículo anterior«WTA For The Game» llega la nueva imagen de la WTA
Artículo siguienteCuando España superó el sino de Oceanía