Serena se corona en Madrid

s williams madrid

NACHO MÜHLENBERG
Serena Williams derrota a Maria Sharapova en la final de Madrid por un contundente 6/1 y 6/4 en poco más de una hora. La norteamericana revalida el título y mantiene el número uno del ranking mundial.

No hubo casi partido. Serena Williams salió muy fuerte desde el inicio. Agresiva, metida en pista e intentando mandar en cada punto. Quería ahogar a la rusa y dejarle presente quién es la número uno del mundo. Y así fue.

Del otro lado de la red, sensaciones muy dispares. Salta a pista una Sharapova fría, imprecisa, nerviosa y muy errática. No es capaz de mantener un peloteo de más de 5 bolas seguidas.

El historial y las 11 derrotas seguidas frente a Serena le pesan. Mentalmente es imposible sacarse eso de la cabeza. Hace 9 años que no le gana, la última data de 2004. Muchos años, muchas derrotas seguidas. Una barrera tenística y mental difícil de superar.

El partido va por la vía rápida. Se pone 4-0 para Serena Williams. Errores de Sharapova que dejan boquiabiertos a los espectadores y empiezan los runrún en la grada. Enorme cantidad de dobles faltas, reveses que se marchan 4 metros por detrás de la línea de fondo y derechas que se quedan a media red. Panorama complicado.

La gente empieza a animar a la rusa. Quiere ver tenis y se resiste a que este nivel siga así. Caen los aplausos desde la grada y los gritos de apoyo a Sharapova. Consigue su primer juego pero esto no impide lo que parece evidente. Serena se lleva el primer set por 6/1.

Con medio partido en el bolsillo, aún es más difícil esperar una reacción de la rusa. La final se le pone cuesta arriba.Da signos de una leve reacción y empieza fuerte en el segundo set. Ella quiere mandar y llevar la iniciativa. Comienza más concentrada, metida en pista y con menos errores no forzados.

La segunda manga transcurre más igualada. El nivel de tenis es más alto y la grada lo disfruta. Se iguala el partido a 4 juegos y llega el momento de la verdad. Aquí es cuando las más grandes muestran su presencia y su poderío. Ponen una marcha más y terminan con su rival. Y, una vez más, así fue. Serena rompe el servicio de la rusa y con el 5/4 saca para partido.

Sharapova parecía rendida ya. No hizo ningún esfuerzo en el último juego que con varios errores propició la victoria de Serena Williams.

De esta manera la menor de las hermanas Williams revalida su título en Madrid y llega a la cifra de 50 torneos ganados. Una auténtica leyenda viva del tenis que demuestra que está un nivel por encima de cualquier otra jugadora del circuito.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here